Barça

Real Madrid

Fútbol

Motor

+Deportes

Sport TV

Actualidad

FDJ

¿Por qué es conveniente respirar por la nariz y no por la boca?

Los expertos alegan que la nariz está diseñada para procesar el aire de manera muy diferente

Algunos de los síntomas de respirar por la boca son despertar con sensación de cansancio o falta de concentración

¿Por qué es conveniente respirar por la nariz y no por la boca? | ¿Por qué es conveniente respirar por la nariz y no por la boca?
Código Nuevo

Aunque algunas personas acostumbran a respirar a través de la boca, ya sea debido a una obstrucción en las vías nasales o a un mal hábito adquirido, los seres humanos estamos diseñados de manera natural para respirar a través de la nariz. Esa es la razón por la que la respiración nasal aporta mayores beneficios para la salud del organismo. Después de todo, y como asegura el experto en medicina pulmonar Jason Turowski en el portal web de la Cleveland Clinic, "nuestras narices están diseñadas para procesar el aire que entra de manera muy diferente a cómo lo realizan nuestras bocas". ¿Pero qué beneficios son esos exactamente?

En primer lugar, y según este mismo especialista, control de la temperatura: nuestros conductos nasales son capaces de calentar o enfriar el aire inhalado para que los pulmones no se resientan. Un procedimiento que nuestras bocas son incapaces de efectuar. En segundo lugar, y aún más importante, la filtración de desechos y toxinas presentes en el aire. Mientras los conductos nasales envían dichas partículas al estómago a través de la garganta, la boca las envía directamente a los pulmones, donde son mucho más peligrosas. Por tanto la respiración nasal puede prevenir múltiples enfermedades infecciosas.

Pero no solo eso. Nuestro organismo necesita mantener cierta humedad para funcionar correctamente y, en esto, la respiración nasal vuelve a vencer a la respiración bucal. En palabras de Turowski, "los conductos de la nariz están diseñados específicamente para humedecer el aire que respiras", cosa que no ocurre cuando respiramos por la boca. De hecho, uno de los síntomas de respiración bucal es la sequedad. Por esto es muy importante, agrega el experto, limitar la respiración bucal a situaciones concretas como las alergias, la congestión nasal o el deporte intenso, cuando necesitamos inhalar mucho aire.

En el caso de los adultos, respirar por la boca en lugar de por la nariz simplemente implica la pérdida de los beneficios asociados a esto último. Sin embargo, en el caso de los niños de entre dos meses y nueve años se pueden producir consecuencias más importantes. Según apuntan desde ISEP Clínic, esas consecuencias van de la hipotonia labial a las dificultades en la deglución, pasando por alteraciones faciales que pueden afectar al crecimiento armónico del tercio medio e inferior del rostro y déficits de atención y concentración. Es por eso que debemos consultar a un especialista tan pronto como lo detectemos.

 

Además de la sequedad en la boca, el doctor Óscar Castro, presidente del Consejo General de Dentistas, cita en un artículo para el medio especializado Infosalus algunos de los síntomas más característicos de la respiración bucal: "La boca entreabierta continuamente, encías enrojecidas, ronquidos (incluso apena del sueño), despertar con sensación de cansancio o falta de concentración". Tras confirmarlos, el médico deberá identificar la causa de la respiración bucal permanente y en base a ella plantear una solución. Para los casos en los que no medie obstrucción nasal, suelen realizarse tratamientos de sellado labial para "reestablecer la respiración fisiológica nasal, según el propio Castro.